Conclusiones sobre mi Nexus 5


Nunca he sido mucho de tener un terminal Nexus, aunque hace un par de años que tuve el Galaxy Nexus, y aunque, no me dejo mal sabor de boca, no me terminaba de convencer. Androide puro no me termina de gustar, le faltan muchas cosas que otras marcas ofrecen en forma de software, aplicaciones que te hacen la vida más fácil (por así decirlo) Si ya se lo que me dirá más de uno, muchas de esas aplicaciones las tenemos iguales o parecidas en la tienda de Google, y tenéis toda la razón, eso no lo dudo. Pero con todo y eso no es lo mismo ni mucho menos.

En este post quiero reflejar si lo consigo mi satisfacción con el Nexus 5, que siendo inferior a mi LG G2, tengo que decir, que me esta constando decidir con cual de los dos me quedo.


Lo que me gusta del Nexus 5:

Está claro que el N5 con Android puro es mucho más fluido que cualquier otro terminal, sino fuera así Google estaría haciendo algo mal. También está claro que teniendo un Nexus las actualizaciones te llegan siempre, algo lógico por otra parte. El N5 me ha gustado desde el primer día que lo tuve en mis manos, su tacto, su tamaño, su fluidez en el sistema, no tener que estar desinstalando o inhabilitando aplicaciones que no sirven o que no utilizaras nunca y que las demás marcas, se empeñan en colocar en sus terminales. Es algo de agradecer que los terminales Nexus tengan lo gusto y lo demás lo descargues tú. En cuanto a la cámara y sonido no está mal, pero si lo comparamos con otro terminal (en mi caso el G2) este pierde. La pantalla tengo que decir que se ve mejor que la del G2 a plena luz del día. En cuanto acabados no me disgusta, su parte trasera gomosa me encanta, su tacto en general, los botones y su tamaño tan manejable me tiene cautivado. Otra de las cosas que me gusta de este terminal y de que tenga lo justo es que  puedes ponerle de todo y su rendimiento no baja, o baja menos que otros terminales. Pero como todo ahora viene lo que no me gusta.

Lo que menos me gusta del Nexus 5:

Lo primero de todo y viniendo de un G2 lo que no me gusta es la batería, no me dura ni mucho menos lo que me duraba el G2. En cuanto a dimensiones el N5 está muy bien, pero siendo igual que el G2 de tamaño su pantalla es inferior. Sobre la cámara no voy a hablar porque está claro que la del G2 es muy superior, aunque con la nueva actualización de la cámara de Google tendría que volver a comparar. Aunque Android puro es mucho más rápido, tengo que decir que no tarde más de 1 hora en poner Nova Launcher en el N5, cosa que con el G2 no hice. Está claro que lo que menos me gusta del N5 son cosas lógicas, debido a su precio con respecto a los otros terminales de gama alta.

Una mejora sustancial con Xposed y sus módulos como el GravityBox:

Esto ha sido una muy buena noticia para todos los que poseen un N5 y quieren modificar algunas partes de su terminal sin tener que poner una nueva Rom. Es otra de las cosas que hice en cuanto pude a mi N5. Ganas mucho a la hora de modificar algunos parámetros como son: la barra de notificaciones, la de navegación, y muchas más. Además cada día salen más módulos para poder instalar, y en cuanto a complicaciones a la hora de instalar, tengo que decir que 0, solo hace falta tener acceso root y descargar la apk Xposed Framework, luego las país de los módulos y habilitar todo en la aplicación de Xposed. Todo esto es un plus para el N5, pero también lo tenemos para el G2, así que estamos empate.

En conclusión sigo indeciso con cuál de los dos quedarme, cuando recupere mi G2 de su estado de reposo en modo recovery, veremos por cual me decido de los dos.

0 comentarios :

Publicar un comentario